¿Querés reducir tu huella de carbono? 

La huella de Carbono es la totalidad de gases de efecto invernadero que genera una persona, una empresa o un producto. 
Es un indicador directo de nuestro aporte al cambio climático. 
Podés fácilmente calcular tu huella de carbono, y tomar medidas simples para reducirla. 
 
  • Wix Facebook page
  • LinkedIn App Icon
  • Wix Twitter page

La huella de carbono promedio de un argentino es de 6,72 toneladas de gases por habitante por año. 

 

Los principales factores que se tienen en cuenta en el cálculo son:

 

  • Cantidad de combustible y tipo (nafta, diésel, gas) usados para transporte

  • Eficiencia del vehículo

  • Cantidad de basura que se genera

  • Consumo de electricidad

  • Consumo de gas

  • Cantidad de productos de origen animal que se consume

 

¿Qué podemos hacer para reducirla?

 

  • Transporte: Caminar siempre que se pueda, o usar bicicleta. Esto trae doble beneficio: nuestra salud, y la del planeta. Si necesitamos usar un vehículo, evaluar el uso del transporte público. Al ser usado por muchas personas al mismo tiempo, se reduce la huella per cápita. Si vamos a salir en auto, una buena opción para reducir las emisiones es compartir los viajes: vecinos, amigos, compañeros de trabajo. Comunicarte y compartir los viajes, reduce tu huella. 

  • Basura: Sin duda uno de los problemas más importantes que tenemos en grandes ciudades es la basura. Como consumidores tenemos a mano la posibilidad de hacer un gran cambio. Pedí que no te entreguen bolsas plásticas cuando haces tus compras. Evitá los productos con grandes empaques. Elegí siempre que sea posible todo aquello que se produce en la zona donde estas. Esto significa, que lo que consumís, no necesitó para llegar a tus manos recorrer grandes distancias (emitiendo gases de efecto invernadero con cada litro de combustible), y tampoco necesitó excesiva refrigeración, ni conservantes. Otro doble beneficio: para tu salud y la del planeta.

  • Reutilizar: Pensemos antes de tirar. Mucho de lo que tiramos a la basura y termina en rellenos sanitarios, puede tener aún valor. Embaces plásticos, vidrios, cartón, papel, entre otras cosas pueden ser llevados a cooperativas o empresas que los usan. Revalorizar es fundamental para reducir los residuos.

  • Residuos peligrosos: En casa también tratamos con residuos que son considerados peligrosos, como por ejemplo las pilas, o algunos artefactos eléctricos. Lo mejor que podemos hacer es evitar su uso. Y si no podemos, informarnos bien qué se hace en nuestra zona con ellos. Es fundamental darles una disposición responsable, y que no vayan a parar al basural.

  • Consumo de electricidad y gas: Acá tenemos que hablar de eficiencia, y cambio de hábitos. Prestemos atención, usemos la luz cuando sea necesario, apaguemos la luz al salir de la habitación, si vamos a prender el aire acondicionado, asegurate que las puertas y ventanas estén cerradas, y ponelo a una temperatura razonable: no es necesario estar abrigados en verano... Verificar los cierres de las puertas y ventanas, suelen ser los causantes de grandes pérdidas de calor y frío, y resolverlas puede resultar muy sencillo. Verificá los artefactos eléctricos! La heladera debe cerrar bien, para que no pierda frío. El consumo en modo de espera de algunos artefactos suele ser alto, informate y desenchufalos cuando no los usas de ser posible. Usá luces de bajo consumo: son más caras, pero duran mas y gastan menos ya que son 70% mas eficientes que las lámparas convencionales. 

  • Alimentación: Incluir más frutas y verduras a nuestra dieta ayuda a reducir tu huella. 

 

 

Existen muchos sitios que te permiten calcular tu huella. 

Calcula tu huella, Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable

  • Wix Facebook page
  • LinkedIn App Icon
  • Wix Twitter page

Visitanos en ...

© 2013 Almerix.